Crónica de un suceso inesperado y…


una bronca que no pudo ser expresada.
A joderte por dormida, “me digo”

Ete aquí, que la que escribe, el domingo por la madrugada, se disponía regresar a su hogar en colectivo, ómnibus, micro, cómo más te cuadre o te guste, de una empresa archi-conocida, para los que tenemos el placer de vivir en el interior de Córdoba.
La susodicha o sea yo, junto con otros trasnochados, estábamos a la espera de dicho vehículo, por hacía más de una hora y media.
Levanto la vista, veo y vimos todos, que venía un Sierras de Calamuchita, así se llama la empresa, que nos lleva y nos trae.
Cuando lo vemos llegar, todos los que esperábamos nos fuimos a la plataforma donde fue a detenerse, para bajar gente, que venía de Alta Gracia, hacia donde yo me dirigía. Por supuesto, como suele suceder en esos casos, se cumplió la ley de Murphy y el gigante blanco y celeste, terminaba su recorrido. Obvio, nosotros no regresaríamos a nuestra ciudad, por más que lo quisiéramos, no al menos, lo más inmediatamente posible. El colectivo que deberíamos haber tomado no llegó nunca, por ende, tuvimos que esperar el próximo horario de partida. Aquí viene lo mejor y lo peor!! Cuando el chofer de la línea, nos comunica que él, acababa su recorrido, volvimos todos de nuevo, a la plataforma de donde se supone parten. En este pase de un lugar a otro, hubo algunos que se aseguraron un mejor lugar. En el espacio, que la que escribe, ocupaba, se había filtrado un adolescente, al que miré como diciéndole, “chico, te colaste” y me quedé en mi lugar. Pero no dije nada, porque la verdad es que estaba muy cansada de esperar y de la juerga anticipada de la primavera. Al instante, veo acercase otro adolescente, (no habrán tenido más de 16, 17 años) y se ponen a charlar, miro a este también y decido perderme en mis pensamientos, cosa que no me duró mucho. Estaba yo divagando sobre éstos niños que pretenden hacerse los piolas, cuando, siento que me hincan un dedo en la espalda, y me dice VOS y VOS y VOS (estos últimos VOS, por los jóvenes que estaban a mi lado), ¡¡SE VAN DE ACÁ!!!, ustedes, no estaban ahí. Perpleja giro sobre mi misma, lo miro y le digo, “me tocaste a mi”, como diciendo yo estuve siempre en este lugar, a lo que el muy guapo me dice, ¡SI! Vos también!! Miro a la chica que estaba detrás de mí, como pidiendo auxilio y ella le informa a modo de certificación, que sí, que yo siempre había estado ahí. En tanto no salía de mi asombro y mi impotencia, ese tipo, haciendo gala de su estatura y su prepotencia, empujaba a unos de los chicos que sí se había colado, sin dejar de vociferar.
Interiormente aplaudí y me admiré de ese muchachito que no se dejó atropellar, aunque estaba en falta, pero que por lo mismo retomó su lugar. Por otra parte, yo no dejaba de sentirme una atolondrada y como no pude espetarle a la cara algunas cosas, decidí decirle algunas indirectamente, comentándoselo a la pareja que tenía detrás.
El caso es que, no pude dejar de ver, cuánto exigimos muchas veces respeto y dignidad, pero lo pedimos a las trompadas, a los gritos, con torpeza y atropellando al otro.
Y lo peor de todo es que, el susodicho en cuestión, es decir, el que lo exigía, en ese movimiento que se produjo, junto con su pareja, se habían adelantado, es decir COLADOOOO AMBOS DOS!! en el lugar.
¡Es de locos, de no creer!


Reflexiono: ¿algún día aprenderemos a mirar la paja en el ojo propio, antes que en la ajena?

Mea culpa: no haber sido yo, la que le dijera a esos chicos, que no era justo que se colaran, puesto que todos estábamos en la misma.

Bronca: no haber tenido el coraje de decirle a ese “señor” en la cara, todo lo que estaba pensando, porque realmente me quedé aturdida con los acontecimientos.

Pero como soy de las que creen que la vida es un eterno aprendizaje, me digo:
“algo tendrás que aprender” y la verdad es que sí.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: